Vota y calla

Como anunciamos en la anterior entrada, apoyamos la iniciativa Doriyakitú, que pretende utilizar el cauce de las reclamaciones en mesa parlamentaria para protestar contra el sistema electoral.

 

Pues bien, pese a estar claramente especificado en la ley que la mesa debe recoger y adjuntar a las actas las reclamaciones de, entre otros, los electores, en nuestra mesa se han negado a recoger las reclamaciones. La posición inicial ha era ya de rechazo, pero desde la Junta Electoral de Zona se les ha confirmado esta actitud. Nosotros mismos hemos hablado con la Junta sin éxito, recibiendo la siguiente respuesta:

 

  • A pesar de estar recogido en la ley, no tenemos derecho a presentar la reclamación.
  • A pesar de haberles leído la ley claramente donde dice que “se consignarán sumariamente las reclamaciones y protestas formuladas, en su caso, por los representantes de las listas, miembros de las candidaturas, sus apoderados e interventores y por los electores sobre la votación y el escrutinio”, se nos ha dicho que “no sólo hay que leer la ley, sino también entenderla”, sin ofrecer una explicación más razonada que esa.
  • No se nos ha permitido hacer una reclamación sobre el hecho de que no se nos haya permitido reclamar.
  • No se nos ha permitido que nadie firme la decisión de no dejarnos reclamar, ni se nos ha ofrecido ningún método para que quede constancia de que intentamos reclamar sin éxito (a nuestro ver, incumpliendo la ley).
  • Si se nos permite votar (muchas gracias por no robarme mi derecho fundamental).

No somos los únicos, de hecho la Junta Electoral Central ha remitido una circular pidiendo que se impidan las reclamaciones, incluso haciendo uso de la fuerza. Afortunadamente parece ser que mucha gente sí está consiguiendo las reclamaciones, pero la doctrina de la Junta vuelve una vez más a agrandar la distancia entre la ciudadanía, transmitiendo el siguiente mensaje: “No nos interesa tu opinión. No nos interesan tus quejas. Mete la papeleta en la urna y no queremos verte hasta dentro de cuatro años”.

———

Actualización: DRY ha puesto a disposición de todos una dirección para comentar incidencias. Comentado mi caso me han dicho que la envíe por fax a la Junta Electoral Central (91 429 77 78), y que se están consultando a los abogados sobre qué medidas tomar.

 

Javi

Me parece muy fuerte.
¿No llamasteis a la policia?
Quizá la constancia pudiera haber sido una denuncia.
Habría que enterarse.
Pero me perece muy fuerte que si esta registrado en la Ley no te dejen hacerla, es vergonzoso.

Mu

No se me ocurrió lo de la policía, aunque la verdad es que estando la mesa, el interventor y la Junta Electoral todos del mismo lado, dudo mucho que me hubieran hecho caso, aunque lo de poner la denuncia para que constase quizás hubiera funcionado.

A ver si consigo poner la reclamación como me han dicho desde DRY.

Mariaeles

Yo tenía la mía rellena y lista para entregar, pero, a que negarlo, al final habiendo escuchado ya que se había liado follón con el tema en los colegios electorales no tuve ánimo para llevarla (y me arrepiento).
De todas formas y dado el color azul del municipio en el que voto estaba claro que iba a ir directa al archivo general…
Una curiosidad, ¿no os la cogieron en Granada o en Madrid?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *